domingo, 1 de febrero de 2015


Las desgracias nunca vienen solas.

Lisboa, Marzo 2010.    Nº 443.

Hoy me siento tetuda, embarazada, sola y con pésimo gusto en ropa interior.